Connect with us

Hi, what are you looking for?

Tecnología

El gobierno indio les exigió a las redes sociales eliminar una expresión sobre la variante de COVID-19 de su país

Desde el Ministerio de Tecnología de la Información aseguran que se trata de una fake news.

La variante B.1.617 fue detectada en India el año pasado por primera vez y se le atribuye en gran parte la devastadora oleada de Covid-19 que azota a países del sur de Asia en estas últimas semanas. Además se extendió al Reino Unido y al menos a otros 43 países, donde “variante india” se convirtió en una expresión muy utilizada, incluso en los medios de comunicación.

El viernes, el gobierno indio envió una orden en la que refuta las acusaciones de haber gestionado mal el aumento de nuevos casos. El Ministerio de Tecnologías de la Información indicó a las plataformas de redes sociales que “eliminen todo contenido” que se refiera a esta variante.

“Tenemos conocimiento de que circula online una información falsa sobre una ‘variante india’ del coronavirus que se está extendiendo en otros países. Esto es completamente falso”, puede leerse en la circular, que compartió el diario The Hindustan Times.

El Ministerio citó llamados previos para frenar las “noticias falsas y la desinformación” sobre la pandemia en redes sociales, como fundamento para lanzar esta orden. Y argumentó que la Organización Mundial de la Salud (OMS) no vinculó la variante B.1.617 con ningún país específico.

“La OMS no identifica los virus ni sus variantes con nombres de países en los que se informó en primer lugar de ellos. Nos referimos a ellos por sus nombres científicos y pedimos a todo el mundo que haga lo mismo por coherencia”, explicó la OMS, que declaró la semana pasada que esta variante era una “preocupación global”, en tanto se extendía en todo el mundo. Varios países prohibieron o impusieron severas restricciones a los viajeros procedentes de India desde su aparición.

Muchos expertos sanitarios y gobiernos utilizan nombres de países para designar a las nuevas variantes del coronavirus, que surgieron en el Reino Unido, Brasil y Sudáfrica.

A pesar de esta queja, funcionarios gubernamentales indios usaron frecuentemente la expresión “variante del Reino Unido”, desde que esta comenzara a extenderse por India.

El gobierno de ese país fue muy criticado por sus gestión para contener la nueva oleada pandémica. India enfrenta una grave escasez de oxígeno, vacunas, camas de hospital y medicamentos. El mes pasado, el Gobierno ordenó a las redes sociales Twitter y Facebook que eliminaran decenas de publicaciones en las que se criticaba el manejo de la crisis sanitaria por parte del primer ministro, Narendra Modi.

India informó el sábados 257.000 casos nuevos y 4194 muertes en 24 horas, lo que lleva el total a 26,2 millones de contagios y 295.525 de muertes.

Casi el 50% de las muertes se registraron desde fines de marzo, cuando el aumento de casos comenzó a golpear al enorme país de 1.300 millones de habitantes.

Advertisement
Advertisement
Advertisement
Advertisement

También te puede interesar

Advertisement