Connect with us

Hi, what are you looking for?

Economia

Tarjetas de crédito y débito: estos son los enemigos que las arruinan… y no son las deudas

Las tarjetas de crédito y débito se dañan y, la mayoría de las veces, esto sucede simplemente cuando están dentro de tu billetera. Existen algunos métodos limpios y prolijos para mantener la tarjeta de crédito como nueva durante años sin dañarla.

Las tarjetas en tu billetera pueden dañarse debido a múltiples factores, y eliminarlos dará como resultado una tarjeta de excelente apariencia, incluso después de muchos años de uso. De hecho, si seguís los métodos que vamos a compartir, tu tarjeta puede sobrevivir incluso a su fecha de vencimiento.

¿Por qué se daña tu tarjeta?

 

Si podés identificar el problema, también podés encontrar una solución. Enumeraremos las razones que causan el daño físico en tus tarjetas y sus posibles alternativas de soluciones.

Rasguños de otras tarjetas

 

La principal razón por la que tu tarjeta se dañará es cuando se guarda con otra tarjeta. El texto extruido, por ejemplo tus nombre y apellido y los números del plástico, en estas tarjetas se rayará mucho entre sí. Esto también puede dañar la banda magnética.

Incluso si no hay extrusión de texto, definitivamente se rayarán entre sí mientras se introducen y extraen las tarjetas y si se mantienen juntas. Las tarjetas también pueden rayarse en la superficie interna de la billetera que estás utilizando para almacenar tus tarjetas.

En este caso, la solución es mantener cada tarjeta en una ranura separada y aseguráte de que las ranuras de la billetera estén forradas con tela de microfibra. Esto asegurará que cada tarjeta no tenga raspaduras durante un período prolongado.

Daño por peso corporal

 

Otra causa común de una tarjeta rota y dañada está en el lugar donde alojas tu billetera. Esto no solo dañará tus tarjetas. También deformará extremadamente tu billetera. Más importante aún, esto también resultará en dolor de espalda, porque no te sentarás bien. Es posible que no observes el daño de inmediato, pero si lo convertís en una rutina, la tarjeta definitivamente se partirá por la mitad en algún momento.

La solución para esto es la adopción del hábito de guardar la billetera en el bolsillo delantero del pantalón. Si eso no te conviene, podés guardarla en un bolsillo de un saco o camisa u otra prenda de vestir arriba de la cintura o llevarla en un bolso o cartera.

Daño por monedas

 

Aunque en la Argentina cada vez tienen menos utilidad por la inflación, las monedas siguen en uso y son lo más difícil de llevar en la billetera. Si tu billetera está mal diseñada para monedas, harán que tu billetera sea voluminosa. Una billetera voluminosa no cerrará correctamente y doblará tus tarjetas hacia adentro, dañándolas con el tiempo.

Cuando las monedas se almacenan en los bolsillos adyacentes junto con las tarjetas, las formas de las monedas se imprimirán en las tarjetas si normalmente te sientas con tu billetera alojada en un bolsillo trasero.

Si es imposible evitar las monedas, obtené una billetera diseñada pensando en las monedas. Hacen un mejor trabajo al mantener las tarjetas seguras y separadas de las monedas.

Podés evitar las monedas usando tu tarjeta para compras para que el cambio no termine en tu billetera. También podés utilizar el mini bolsillo de tus jeans para guardar las monedas o ponerlas en tu bolso.

Una billetera mal diseñada

 

El diseño de una billetera juega un papel vital en la administración del contenido interno. Una billetera minimalista sin muchos bolsillos te obligará a guardar varias tarjetas en un solo bolsillo. Si tiene muchos bolsillos, botones, correas y capas innecesarias de cuero, creará puntos de presión adicionales que causarán daños permanentes a tus tarjetas.

Una billetera bien diseñada debe tener suficientes bolsillos para todas tus tarjetas, los bolsillos deben estar forrados con microfibra para que sean a prueba de rayones y deben cerrarse correctamente cuando estén completamente empaquetados para evitar tarjetas dobladas.

El pago sin contacto protege a las tarjetas de posibles daños físicos.

El pago sin contacto protege a las tarjetas de posibles daños físicos.

Bandas magnéticas: virtudes y defectos

 

Las tarjetas de crédito contienen tecnología que ayuda a comunicar la información de tu cuenta para realizar compras. Esto generalmente se hace a través de un chip o una banda magnética, lo que hace que el mantenimiento de estos aspectos físicos de tu tarjeta sea importante.

La banda magnética en la parte posterior de tu tarjeta es especialmente vulnerable, ya que se desgasta si se pasa mal por un lector para realizar una compra o si ese lector está muy sucio. También, como ya mencionamos, puede sufrir daños si se expone a un imán durante un período de tiempo prolongado.

¿Qué datos se almacenan en la banda magnética de una tarjeta de crédito?: Cuando se desliza tu tarjeta de crédito en un lector de tarjetas, éste obtiene información que le permite procesar tu compra.

Los datos almacenados en la banda magnética de tu tarjeta de crédito contienen tu nombre, número de cuenta y la fecha de vencimiento de tu tarjeta y comunican tu límite de tarjeta, número e información de uso del plástico. La tira también viene con un PIN encriptado, código de país e información sobre unidades monetarias. Se trata de una tecnología que en el caso de Mastercard ya tiene una fecha de vencimiento.

Daños por imanes en tu billetera

 

Si tu billetera usa un bolsillo de cierre a presión con imanes y el imán se coloca alrededor del área donde generalmente se almacenan tus tarjetas, puede borrar los datos de tu tarjeta con el tiempo.

Aunque el daño no es físicamente visible en tu tarjeta, hará que tu tarjeta sea inútil en algún momento. Si tu tarjeta tiene una banda magnética en la parte posterior, aseguráte de que no esté cerca de un imán permanente en tu bolsillo.

Otros daños en la banda magnética de la tarjeta

 

Mantener la banda magnética de tu tarjeta alejada de los imanes es una forma de cuidar tu tarjeta de crédito, pero los imanes no son las únicas causas de daño. Las bandas magnéticas también pueden sufrir daños al rayarse, por ejemplo, con una llave o una moneda. Estos arañazos pueden dificultar que los lectores de tarjetas capten la información de la banda magnética y pueden hacer que la tarjeta quede inutilizable con el tiempo.

La mayoría de las tarjetas también vienen con un chip que les permite usarse sin contacto. Afortunadamente, estos chips no se ven afectados por los imanes, pero los rayones o la exposición prolongada al agua pueden causar daños o hacer que dejen de funcionar por completo.

La banda magnética está presente en la inmensa mayoría de las tarjetas.

La banda magnética está presente en la inmensa mayoría de las tarjetas.

¿Cómo se repara una tarjeta dañada?

 

Si tu tarjeta de crédito resultó dañada, quizás aún exista la posibilidad de solucionar este problema. Lo primero es identificar el nivel de daño. Si el daño físico a tu tarjeta también ha afectado a la banda magnética, es posible que no puedas repararla. En cambio, tu mejor opción es solicitar una nueva tarjeta.

Sin embargo, si la banda magnética está intacta y funciona o tu tarjeta tiene un chip, aún podés usar esta tarjeta en un punto de venta. Si la banda magnética está completamente intacta, pero la tarjeta está rota, puedes unirlas con cinta adhesiva. Pero siempre será mejor pedir una nueva tarjeta, ya que las alternativas mencionadas sólo serán una solución temporal y no durarán mucho.

Una funda de papel para proteger tu tarjeta

 

Para proteger tus tarjetas de crédito o débito de posibles daños, puede guardarlas en fundas protectoras para tarjetas. Podés hacer una funda de papel simple para proteger tus tarjetas. El proceso es sencillo. Cortá un papel del tamaño exacto de tu tarjeta, girá el papel alrededor de la tarjeta y pega los extremos con cinta adhesiva.

Limpieza de tarjetas

 

Aunque limpiar una tarjeta de crédito o débito parece un proceso simple, hay algunas cosas importantes que debés recordar:

  • No frotés con demasiada fuerza, especialmente sobre tiras magnéticas o chips. Las tarjetas pueden dañarse durante la limpieza.
  • No usés una esponja abrasiva que pueda desgastar las tiras magnéticas o borrar el número de la tarjeta con el tiempo.
  • No sumerjas la tarjeta en líquido corrosivo como alcohol isopropílico. Es mejor aplicar alcohol isopropílico a algún tipo de material de limpieza antes de aplicarlo a la tarjeta.
  • No olvides lavarte las manos después de manipular una tarjeta de crédito o cualquier forma de pago. Todo el dinero está expuesto a personas a lo largo de la cadena de pago.
  • Es mejor lavar una tarjeta de crédito después de cada uso, especialmente para aquellos casos de categorías de personas de alto riesgo ante el coronavirus. De lo contrario, una vez al día o una vez a la semana puede ser suficiente según el método, la frecuencia y la ubicación en la que se utilice la tarjeta.

¿Por qué y cuándo hay que limpiar una tarjeta?

 

Una tarjeta de crédito pasa por una máquina lectora o es tomada por un cajero de un supermercado o el mozo de un bar o de un restaurante, tan a menudo como unas pocas o más veces al día.

Obviamente, ser la única persona que toca una tarjeta de crédito sigue siendo lo más seguro, pero incluso pasar la tarjeta por la máquina lectora puede propagar gérmenes. Sin embargo, a menudo es necesario entregar la tarjeta a otra persona.

Determinar la frecuencia con la que se debe limpiar una tarjeta dependerá de las condiciones, pero la limpieza periódica de las tarjetas de crédito es una forma útil de evitar la propagación de gérmenes en el hogar o en las tiendas.

Cómo minimizar el contacto entre tarjetas de crédito y superficies

 

Es preferible minimizar el contacto entre una tarjeta de crédito y las superficies que se encuentran en tiendas o restaurantes, independientemente de la frecuencia con la que se limpien. Siempre que sea posible, usá el pago sin contacto en lugar de deslizar la banda magnética por un lector o insertar el chip de la tarjeta en un terminal.

El titular de la tarjeta golpea o sostiene la tarjeta sobre la máquina sin tocarla. La mayoría de las tarjetas modernas ofrecen pago sin contacto. El símbolo sin contacto se imprime en la tarjeta; se parece a un símbolo de WiFi. Por lo general, se puede solicitar al emisor un diseño de tarjeta actualizado con pago sin contacto.

Comprar en línea en un sitio o plataforma de comercio electrónico por Internet desde tu celular o computadora también puede aliviar cualquier preocupación sobre la contaminación de las tarjetas de crédito.

Algunos minoristas aceptan pagos móviles. Los sistemas de pago móviles vinculan los números de la tarjeta al teléfono del titular de la tarjeta y permiten el pago sin contacto a través de un dispositivo móvil. En otras palabras, los pagos se pueden enviar electrónicamente al minorista como una transacción sin contacto.

Advertisement
Advertisement

También te puede interesar

Espectáculos

Después de que se la vinculara con el futbolista del PSG, la actriz rompió el silencio y se refirió al escándalo del momento.

Municipio

Con una multitudinaria cena, sorteos y shows musicales, Resistencia festejó el Día de la Madre municipal en la cancha de hockey del Club Sarmiento....

Espectáculos

Horas después de que la empresaria confirmara la ruptura, el futbolista le escribió un afectuoso mensaje por el Día de la Madre y descolocó...

Politica

El periodista kirchnerista pidió facilidades para contratar más empleados. Admitió que no le va bien con su negocio.