Connect with us

Mundo

Uno de los países más pobres del mundo se enfrenta a un atroz genocidio

Publicado

on

Cox’s Bazar, Bangladesh – Pueden estar fuera de peligro, por ahora, pero su sufrimiento continúa. En los últimos dos meses, más de 600,000 refugiados han cruzado la frontera desde Myanmar, también conocida como Birmania, para buscar refugio en Bangladesh. Desde el genocidio de Ruanda no se ha desencadenado una crisis humanitaria de tal escala y tan rápido. Si uno cuenta los cientos de miles que ya tenían su base aquí, expulsados por oleadas de violencia anteriores en el estado de Rakhine, ahora hay más de un millón de refugiados en Bangladesh.

Al principio, los recién llegados fueron bienvenidos. En todo Bangladesh hay una gran simpatía por la minoría perseguida que ha sido expulsada de sus hogares por una horrenda campaña de tortura, violación, homicidio, incendio premeditado y otras violaciones de los derechos humanos. El gobierno de Bangladesh, que durante mucho tiempo había sido ambivalente con los Rohingya, los acogió. En una visita a los campamentos, hace unas semanas, el primer ministro Sheikh Hasina declaró que si Bangladesh pudiera alimentar a 160 millones de personas, podría alimentar a cientos de miles de refugiados rohingyas.

Ahora, el estado de ánimo lentamente está dando paso a la ansiedad. Los bangladesíes son muy conscientes de que la crisis humanitaria ha ha hecho que su prestigio pueda quedar en entre dicho en el exterior, pero hay preocupaciones sobre cómo se las arreglará este país pobre y densamente poblado. Con la vista puesta en las elecciones del próximo año, que están oscurecidas por los temores sobre cómo la derecha religiosa podría explotar la crisis, los ministros se quejan de la carga insoportable que están obligados a cargar. No hay señales de que los refugiados puedan regresar a sus hogares a corto plazo y no existe un plan para satisfacer sus necesidades a largo plazo.

Los generales de Myanmar han ejecutado con éxito un plan para deshacerse, de una vez por todas, de los rohingya. Privados de su ciudadanía, se les niega el reconocimiento como grupo étnico, los rohingya han estado sujetos durante mucho a tiempo a un sistema arraigado de discriminación. Los desgarradores testimonios de los últimos dos meses tienen una consistencia escalofriante con los informes de finales de la década de los setenta, cuando 200,000 rohingya también fueron expulsados de sus aldeas en medio de un frenesí de violencia.

En aquel entonces, muchos bangladesíes consideraban fácil simpatizar con la difícil situación de los rohingya. Los recuerdos de 1971 -cuando el ejército de Pakistán llevó a cabo violaciones a los derechos humanos a gran escala y condujo a millones de refugiados a la India- todavía estaban frescos. Pero eso no impidió que el gobierno intentara forzarlos a regresar. “No vamos a hacer que los refugiados se sientan tan cómodos como para no volver a Birmania”, dijo un ministro en ese momento. En el espacio de seis meses, 10,000 refugiados murieron de hambre en los campamentos.

El deseo de ver a los refugiados regresar a Myanmar parece dominar el pensamiento del actual gobierno bangladesí. Se ha negado a otorgar el estatus de refugiado a los rohingya, dejándolos en un limbo legal a los dos lados de la frontera. Esa decisión puede parecer trivial, pero tiene un significado fatal, ya que impide a las agencias internacionales de ayuda humanitaria movilizar el tipo de apoyo necesario. También en contra de los deseos de la comunidad humanitaria, el gobierno está construyendo lo que puede convertirse en el campo de refugiados más grande del mundo.

El campo de refugiados de Kutupalong, asignado a los refugiados rohingya que huyeron de allí, a principios de la década de los noventa, ahora se ha extendido en todas direcciones. Diseminado a lo largo de más de 1200 hectáreas previamente boscosas, se convertirá en el hogar de más de un millón de personas. Se están elaborando planes para convencer a los refugiados recién llegados que abandonen las viviendas improvisadas y caminen por las colinas en las que se les ha asignado un refugio. No hay acceso directo por carretera; los suministros deben ser entregados a pie.

El clima es opresivo. El calor abrasador solo se ve interrumpido por la lluvia del monzón o las fuertes ráfagas de viento. La próxima temporada ciclónica llena de terror a la comunidad humanitaria, al igual que otros peligros inminentes. Un incendio en una tienda de campaña o la propagación de una enfermedad, barrerá el campamento con una furia que será difícil de controlar. Médicos sin Fronteras describió las condiciones de salud en el campamento como “una bomba de tiempo”. El gobierno todavía está jugando con la idea imprudente de trasladar a los refugiados a la costa, a un par de islas deshabitadas e inhabitables que apenas han aparecido. Mientras tanto, las bandas criminales, los traficantes de personas, los grupos armados y otros que sienten la oportunidad en la miseria son una amenaza constante.

Todos los refugiados con los que hablé dijeron que querían irse a casa, pero no antes de que volviera “shanti”, o la paz. No será suficiente para que la violencia se detenga. El sistema cruel y arraigado de discriminación y segregación que los hizo tan vulnerables en primer lugar debe ser desmantelado. Los Rohingya no pueden dejar de vivir con el temor de una nueva ola de violencia que los llevará a cruzar la frontera una vez más, condenados a su trágico destino de ser consideradas personas perpetuamente indeseadas.

Para que eso suceda, los militares de Myanmar deben rendir cuentas y deben ayudar al gobierno de Bangladesh a soportar esta carga. Pero, a menos que haya una respuesta global determinada a largo plazo, esta situación podría empeorar aún más. La difícil situación de los rohingya es una prueba, en un momento en el que se exige a la comunidad internacional que las palabras “nunca más” tengan algún significado.

Advertisement
Comentá aquí

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Mundo

Corea del Sur expresó su satisfacción ante el anuncio de una segunda cumbre entre Donald Trump y Kim Jong-un

Publicado

on

Por

Corea del Sur expresó su satisfacción ante el anuncio de una segunda cumbre entre el presidente estadounidense, Donald Trump, y el dirigente norcoreano, Kim Jong-un, indicó el sábado la presidencia surcoreana.

Seúl espera que el encuentro constituya “un giro” a favor de la paz en la península coreana, añadió la presidencia, horas después de que la Casa Blanca anunciara que “a fines de febrero” debería celebrarse una cumbre Trump-Kim, en un lugar todavía no precisado.

“Esperamos que la cumbre anunciada entre el Norte y Estados Unidos suponga un giro en el establecimiento de un régimen permanente de paz en la península coreana”, declaró Kim Eui-kyeom, portavoz del presidente surcoreano Moon Jae-in.

Corea del Sur continuará con su estrecha coordinación con Estados Unidos, su principal aliado, para alcanzar el objetivo de una “desnuclearización completa”, indicó el portavoz.

Seúl intensificará su diálogo con Pyongyang para que la cumbre anunciada sea “un éxito”, agregó.

Kim y Trump se reunieron por primera vez en junio de 2018 en Singapur, cuando firmaron un documento en el que, de forma un tanto vaga, Kim Jong-un se comprometía a obrar por la “desnuclearización de la península coreana”.

Pero las conversaciones entre Estados Unidos y Corea del Norte se encuentran desde entonces prácticamente estancadas, pues ambas partes no coincidían en las implicaciones prácticas del documento firmado en Singapur.

Seguir leyendo

Mundo

Murió Boo, el famoso perro “más lindo del mundo”

Publicado

on

Por

Boo, el perro de raza pomerania que era toda en una celebridad en redes sociales con más de 17.000.000 de seguidores, falleció el viernes a los 12 años a causa de un paro cardíaco, según contaron sus dueños en una carta de despedida que publicaron en Facabook.

“Con profunda tristeza, quería compartir que Boo falleció mientras dormía temprano esta mañana y nos ha dejado para unirnos a su mejor amigo, Buddy”, contó su dueño.

Justamente la amistad con Buddy, otro de raza pomerania, comenzó cuando se unió a la casa en la primavera de 2006. A partir de ese momento, según detallaron sus dueños, los animales generaron un vínculo muy fuerte.

“Boo mostró signos de problemas del corazón. Creemos que su corazón se rompió literalmente cuando Buddy nos dejó. Aguantó y nos dio más de un año. Pero parece que era su momento, y estoy seguro de que fue un momento muy feliz para ellos cuando se vieron en el cielo “, detallaron en el comunicado.

“Boo, te amamos con todo nuestro corazón y te extrañaremos hasta el día en que nos volvamos a encontrar. Diviértanse corriendo con Buddy y creando una travesura adorable donde quiera que vayan”, dijeron a modo de despedida.

Desde su aparición en las redes sociales, Boo se convirtió en uno de los animales más queridos, con más de 16.000.000 de seguidores en Facebook que interactuaban diariamente en cada uno de sus posteos. También llegó a tener 540.000 seguidores en Instagram y 4.000 en Twitter.

Su meteórica fama se vio reflejada hasta en una serie de libros, titulados “Boo: La vida del perro más lindo del mundo” (2011), cuando apenas tenía cinco años; “Boo: pequeño perro en la gran ciudad (2012)”; y “Boo ABC: de la A a la Z con el perro más lindo del mundo” (2013).

Ahora sus dueños están seguros de que se reunirán con él en la otra vida: “Te amamos con todo nuestro corazón y te extrañaremos hasta el día en que nos volvamos a encontrar”.

Seguir leyendo

Mundo

Fuertes imágenes (+18): El momento exacto de la explosión en Tlahuelilpan

Publicado

on

Por

A través de redes sociales comenzaron a circular imágenes del momento en que ocurre la explosión en el ducto de Pemex, ubicado en la comunidad de San Primitivo, municipio de Tlahuelilpan, Hidalgo.

Momento exacto de la explosión #Tlahuelilpan; Hidalgo, #huachicoleo #explosion.*VÍDEO FUERTE*

Posted by Minuto x Minuto Michoacán on Friday, January 18, 2019

De acuerdo con la información de El Universal, fue poco antes de las seis de la tarde, cuando se corrió el rumor de que se había reventado un ducto a las afueras del pueblo.

Ante el desabasto de combustible que viven varios estados de México, la gente rápidamente corrió por recipientes donde pudieran tomar gasolina; con cubetas, bidones, tambos, entre otros, las personas se metieron a los canales para obtener el carburante que salía de la vieja toma clandestina.

La cifra de personas que perdieron la vida tras la explosión ascendió a 66, informaron este sábado las autoridades.

Además, se registran 76 personas heridas, entre ellos siete menores de 18 años y un niño de 12.

En las imágenes que circulan en redes sociales, se puede ver a las personas envueltas en llamas, corriendo.

Fuente: El Universal/ Minuto x Minuto Michoacán

Seguir leyendo

#CLANfmOk

Tendencias