Connect with us

Politica

Nación dio de baja casi 1.200 contratos en un mes y llegarían a 2.600 en marzo

Publicado

on

Los gremios UPCN y ATE relevaron esa cantidad de cesantías en la administración nacional durante diciembre. Desde la asunción de Mauricio Macri el recorte más amplio, de unas 10.000 personas, se concretó entre 2015 y 2016. ATE y las dos CTA paran este jueves y marcharán en el centro porteño en rechazo a los despidos en el sector público.

La Asociación Trabajadores del Estado (ATE) que conduce Hugo Godoy y los dos sectores en los que se divide la CTA Autónoma iniciaron este jueves el paro de 24 horas en rechazo “a los 1.200 despidos producidos en dependencias públicas”, sólo en el pasado mes de diciembre.

El Gobierno Nacional desde diciembre de 2015 y hasta la actualidad, “abrió una etapa de evaluación técnica y de control de presentismo en cada organismo de la administración pública nacional y entes descentralizados”, señala el matutino porteño El Cronista.

La medida de fuerza que comenzó a cumplirse a la 0 hora de esta jornada y que se extenderá hasta la medianoche fue decidida en un plenario de delegados ante “la ausencia de respuestas” a un pedido de reunión que ATE planteó al ministro de Modernización, Andrés Ibarra.

“Desde mediados de diciembre hasta el día de la fecha, el Gobierno del presidente Mauricio Macri continúa desmantelando el Estado despidiendo trabajadores y no renovando contratos”, denunció el sindicato en un comunicado.

Los despidos a los que alude ATE son por la no renovación de contratos de trabajadores públicos que vencen cada 31 de diciembre y que, habitualmente, de manera automática se extendían por el plazo de un año.

De acuerdo a un relevamiento del sindicato, las cesantías registradas son las siguientes: Fabricaciones Militares de Río Tercero 29, de Villa María 30, de Fray Luis Beltrán 35, de la Sede Central 16 y de Azul 230; Ministerio de Defensa 70; ENACOM 108; Senasa 120; Ministerio de Energía 140; Ministerio de Modernización 10; Jefatura de Gabinete 27; Presidencia 28; INCAA 21; ANSES 7; Cultura 64; Ministerio de Ambiente 30; Vías Navegables 16; Radio Nacional 16 y Televisión Digital Abierta 180.

En ese marco, Oscar de Isasi, secretario general de ATE Buenos Aires, se refirió, en diálogo con Radio 10, a los masivos despidos en el Estado y remarcó que “meten militantes de ellos (por el Gobierno) y a su vez reducen la planta a la mitad”.

“El gobierno utiliza la victoria en las elecciones para reducir salarios”, cuestionó el gremialista; al tiempo que dijo que “la eliminación de retenciones se compensa sacando plata de los jubilados y los trabajadores”.

En la Ciudad de Buenos Aires los dirigentes y afiliados de ATE concentrarán a las 11 de la mañana en el Obelisco y desde allí marcharán hacia el Ministerio de Modernización, ubicado sobre Diagonal Norte, a pocos metros de la Plaza de Mayo.

 

 

Seguir leyendo
Comentá aquí

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Politica

La muerte que le cambió la vida a Macri, Cristina y Scioli

Publicado

on

Por

Hace tres años exactos, la noche en la que apareció muerto Alberto Nisman en Puerto Madero, el mapa político argentino era bien diferente. Gobernaba el kirchnerismo, desgastado es cierto, pero con un candidato -Daniel Scioli- a suceder a Cristina Fernández que superaba el 55% de imagen positiva. Nada hacía prever en enero de 2015 que el entonces oficialismo perdería la elección nueve meses después. Pero lo impensado pasó.

Quizás el impacto mediático, social y político que tuvo la muerte de Nisman haya sido lo más transformador del caso en sí mismo. Cuatro días antes de morir, había denunciado a la entonces presidenta y a varios funcionarios de su mesa chica por encubrir a Irán en la firma del memorándum por AMIA. El daño al kirchnerismo, estaba hecho. Con su muerte, en circunstancias no aclaradas, se potenció esa sospecha sobre la figura presidencial. Y tuvo impacto luego en las urnas.

Sin Nisman, difícilmente, Mauricio Macri hoy sería presidente. Sin su denuncia, floja de papeles para jueces como Daniel Rafecas, contundente para otros como Claudio Bonadio, Cristina tal vez no se hubiera refugiado en el Senado para conservar fueros y evitar ir a la cárcel, como terminó pasando a finales del año pasado. Y Scioli, por qué no, podría ser hoy la cabeza del Ejecutivo y no un diputado intrascendente del reformulado bloque Unidad Ciudadana.

Escenarios posteriores al margen, la muerte de Nisman desnudó como pocos casos la falta de Justicia en la Argentina. Tres años después, nadie logró resolver con claridad y sustento científico cómo falleció. Se pasó del suicidio al suicidio inducido y de allí al homicidio sin aclarar nunca cómo se explicaban esas hipótesis. No hay nadie preso, escasos investigados y reina la sensación en la sociedad de que nunca va a prosperar una teoría convincente de qué le pasó al fiscal. Sólo una certeza: su muerte fue política.

 

Seguir leyendo

Politica

En una nueva carta, Zannini pidió que alguien le explique las razones de su detención

Publicado

on

Por

Desde la cárcel, el exsecretario Legal y Técnico de la Presidencia, Carlos Zannini, escribió una nueva carta abierta en la que pidió que “alguien le explique, en derecho, las razones de su detención”.

El funcionario, detenido desde diciembre pasado en el marco de la causa por el presunto encubrimiento del atentado a la AMIA a través de la firma del Memorándum con Irán, dijo que “no existe en la República Argentina persona alguna que por acusación semejante no esté, por lo menos, excarcelado”.

En la misiva, publicada hoy por Página 12, Zannini cuestionó su detención por parte del juez Claudio Bonadio, “sin que mediara solicitud de fiscal alguno” y calificó al procesamiento de “delirante”.

El exhombre fuerte del kirchnerismo repasó también su trayectoria por la función pública y recordó que, en 30 años de ejercicio, nunca había sido denunciado ni sufrido causa judicial alguna.

Por ello se pregunta en el final de la carta: “¿Alguien puede explicar, en derecho, mi actual prisión?”.

La carta completa
Desde el 10 de diciembre de 1987 hasta el 10 de diciembre del 2015 ejercí la función pública.

En esos casi treinta años no fui nunca denunciado ni sufrí causa judicial alguna.

Ejercí como secretario de gobierno municipal, ministro de gobierno provincial, fui electo diputado provincial por dos períodos, convencional constituyente provincial por dos veces, miembro y presidentes del Tribunal Superior de Justicia y secretario de Legal y Técnica de la Nación por tres períodos constitucionales. Luego de tales antecedentes compartí como candidato a vicepresidente de la Nación, la fórmula que obtuvo en la segunda vuelta más de 12.300.000 votos.

En diciembre del año pasado, sin que mediara solicitud de fiscal alguno (los intervinientes fueron tres) un juez de la nación me llamó a indagatoria y ordenó mi prisión preventiva.

El procesamiento, que era tan delirante que se inventaba una guerra, fue en parte (la más grave, supuesta traición a la patria) borrado de un plumazo por la Cámara Nacional de Apelaciones, de modo que hoy sólo subsiste un supuesto agravado, cuya investigación ya ha sido concluida según el propio juez dispuso.

Salvo en esta causa, no existe en la República Argentina persona alguna que por acusación semejante no esté, por lo menos, excarcelado.

¿Alguien puede explicar, en derecho, mi actual prisión?

 

Seguir leyendo

Politica

Causa Nisman: peritarán cañón de un arma hallado en la casa de Lagomarsino

Publicado

on

Por

El fiscal federal Eduardo Taiano pedirá que se perite el cañón de un arma que fue encontrado en noviembre pasado, en un allanamiento a la casa de Diego Lagomarsino, único imputado en la causa que investiga la muerte de Alberto Nisman, de la que hoy se cumplen tres años.

Se trata de un cañón sin numeración que el perito informático señaló que pertenece a la misma pistola Bersa calibre 22 que le dio al fiscal fallecido en enero de 2015.

Según publica Infobae, la Fiscalía quiere saber si efectivamente se corresponde con la misma arma y si el cañón fue usado.

El arma de Diego Lagomarsino secuestrada en el marco de la causa.

El perito explicó que la pistola tenía “un cañón largo y un cañón corto” y detalló que “uno es de defensa y el otro es de tiro”. Por otra parte, añadió que “no recordaba si lo había usado en algún momento”.

Y contó que la pistola la encontró en 2002 en un galpón que sus suegros tienen en Colón, Entre Ríos, junto con otras armas y se la quedó.

Lagomarsino fue indagado el 14 de noviembre pasado por el juez Julián Ercolini y el fiscal Taiano. En su declaración señaló que el cañón pertenece a la misma arma que le dio al fiscal.

Lagomarsino explicó que la pistola tenía “un cañón largo y un cañón corto” y detalló que “uno es de defensa y el otro es de tiro”. Y añadió que “no recordaba si lo había usado en algún momento”.

Lagomarsino fue procesado por el juez Julián Ercolini en diciembre pasado en el marco de la causa que investiga la muerte de Nisman. El magistrado consideró que el perito informático fue partícipe necesario del delito de homicidio simple agravado por el uso de armas. En la resolución le trabó un embargo de $ 15.000.000.

En la misma resolución, el magistrado también procesó a cuatro custodios que la Policía Federal le había puesto a Nisman por incumplimiento de los deberes de funcionario público y encubrimiento agravado. Los procesados y embargados son Rubén Benítez, Néstor Durán, Armando Niz y Luis Miño. Todos ellos tienen prohibida la salida del país y otras restricciones procesales.

Seguir leyendo

#CLANfmOk

Tendencias