Connect with us

Economia

Fuerte caída en el uso de la capacidad instalada: 60,1%, el nivel más bajo desde febrero de 2017

Publicado

on

La utilización de la capacidad instalada en la industria se ubicó en julio en 60,1%, el nivel más bajo desde febrero del año pasado, informó el INDEC.

Según el organismo, el uso de la capacidad instalada en el sector manufacturero registró una fuerte baja contra igual período del año anterior en el que se había ubicado en el 65,1%.

Los bloques sectoriales que presentaron en julio niveles de utilización de la capacidad instalada superiores al nivel general fueron: industrias metálicas básicas (86,3%), papel y cartón (73,8%), productos del tabaco (73%), productos minerales no metálicos (71,4%) y refinación del petróleo (66,2%).

Los bloques que se ubicaron por debajo del nivel general de la industria fueron: productos alimenticios y bebidas (58,9%), edición e impresión (58,6%), productos de caucho y plástico (54,3%), productos textiles (53,6%), la metalmecánica excepto automotores (51,1%), sustancias y productos químicos (50,8%) y la industria automotriz (48,1%).

Advertisement

Economia

La mitad de los trabajadores quedará fuera del bono compensatorio

Publicado

on

Por

Según un estudio privado, 6,5 millones de asalariados recibirán el beneficio sin problemas, pero 7,7 millones no lo recibirán. Hay unos 2,9 millones que tendrán dificultades para percibirlo

Un estudio de la consultora Orlando Ferreres & Asociados indicó que la mayoría de los trabajadores no serán contemplados en el pago del bono compensatorio impulsado por el Gobierno o bien por algún adelanto a cuenta de las negociaciones paritarias.

El presidente Mauricio Macri firmó un decreto para que el beneficio se extienda a los trabajadores en relación de dependencia, aunque por las características del empleo en la Argentina, la mayoría de los asalariados no recibirá esta compensación o bien tendrá dificultades para percibirla.

Según el estudio realizado por el economista Fausto Spotorno, hay 6,5 millones de asalariados que recibirán el beneficio “sin problema”, pero 10,6 millones tendrán dificultades para percibirlo o directamente no lo recibirán.

Según el análisis, unos 6,5 millones de trabajadores formales recibirán algún tipo de compensación por el bono o por reapertura de la negociación salarial: unos 3,3 millones de empleados de grandes empresas y unos 3,2 millones de asalariados del sector público.

Pero dentro del sector privado hay unos 2,9 millones de trabajadores de pequeñas y medianas empresas cuyo bono no está garantizado, dadas las dificultades de rentabilidad del sector.

LOS QUE QUEDAN FUERA DEL BONO

Asimismo, hay 4,9 millones de trabajadores informales que no recibirán un adicional a sus ingresos para contrarrestar la aceleración inflacionaria de los últimos meses.

En el mismo sentido, quedan fuera del beneficio monotributistas (1,6 millón), monotributistas sociales (300 mil personas), autónomos (400 mil) y empelados de casa particulares (500 mil).

Se trata de 7,7 millones de trabajadores sin un bono de fin de año o mejora salarial por negociación colectiva.

LOS DETALLES DEL DECRETO

El presidente Mauricio Macri firmó el decreto para exigir al sector privado un bono de fin de año de hasta 5.000 pesos en dos o más cuotas.

El decreto establece “una asignación no remunerativa” para todos los empleados “en relación de dependencia”, a pagarse en diciembre y febrero.

El 50% se pagará con los salarios de noviembre, “pagaderos en el mes de diciembre de 2018” y la otra mitad con los salarios de enero, lo que llegará a los trabajadores en febrero.

La medida deja abierta la puerta para que el pago se efectivice en más de dos cuotas y se faculta a empresas y gremios para que se compute este monto “a cuenta” de las revisiones y los aumentos acordados en la negociación paritaria de este año.

No obstante, muchos trabajadores tendrán dificultades para acceder al beneficio.

Según la letra del decreto, “cuando la prestación de servicios fuere inferior a la jornada legal o convencional, los trabajadores percibirán la asignación en forma proporcional, de acuerdo a los mecanismos de liquidación previstos en el convenio colectivo aplicable o, supletoriamente”, según las normas vigentes.

Además, las “actividades o sectores que se encuentren especialmente en crisis o declinación productiva” podrán “adecuar la implementación” de los “plazos y montos” del bono.

Por otra parte, se especifica que quedaron excluidos de los alcances del bono los “trabajadores del Régimen de Trabajo Agrario” y del “Régimen Especial de Contrato de Trabajo para el Personal de Casas Particulares“.

Aunque el decreto explicita la exclusión, “los trabajadores del sector públiconacional, provincial y municipal, cualquiera sea su modalidad de vinculación y/o el régimen laboral aplicable”, unos 140.000 trabajadores incluidos en el Convenio Colectivo de Trabajo General para la Administración Pública Nacional percibirán la compensación de 5.000 pesos, que en este caso se abonará por única vez con el salario de diciembre, más un aumento salarial del 10% (desdoblado en un 5% en enero y 5% en febrero).

Así lo acordaron el ministro de Producción, Dante Sica, el secretario de Trabajo, Jorge Triaca, y el vicejefe de Gabinete, Andrés Ibarra, con el titular del sindicato de Unión del Personal Civil de la Nación (UPCN), Andrés Rodríguez.

Por otra parte, el personal de las cuatro fuerzas federales que dependen del Ministerio de Seguridad recibirá un bono de fin de año de $5.000 y una suba salarial del 10% que se terminará de cobrar en febrero de 2019, recomposición igual a la acordada por UPCN.

Pero ya se observa una brecha brecha entre las administraciones nacional por un lado y la porteña y bonaerense por el otro. El Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires no tiene previsto implementar un bono de fin de año, pues por la negociación paritaria y las cláusulas de revisión se otorgó un incremento salarial este año que alcanza el 30 por ciento. En el caso de la Provincia de Buenos Airesse evaluará una eventual recomposición salarial de acuerdo a la evolución de la recaudación.

Seguir leyendo

Economia

Shell también baja los precios: hasta 2,7% en todo el país

Publicado

on

Por

La petrolera siguió el camino de Axion, que había anunciado bajas el fin de semana

Shell tiene 645 estaciones de servicio en el país
Shell tiene 645 estaciones de servicio en el país

Shell anunció una baja en el precio de sus combustibles en todo el país de hasta 2,7%, pero a nivel nacional será sobre todo en sus productos diésel. En la Ciudad de Buenos Aires, habrá modificaciones en los valores del diésel y la nafta súper. La única que no baja es la V-Power (nafta premium). Así, en CABA, los carteles indicarán que la Nafta Premium costará $45,75, la Súper, $38,99; el Diésel Premium, $41,25 y la Fórmula diésel, $35,68.

El anuncio llega dos tres después de que Axion hiciera lo propio. El sábado pasado, la petrolera del grupo Bulgheroni comunicó una descenso del 3,2% el valor de sus combustibles. Fuentes de la compañía indicaron que “el ajuste responde a una estrategia comercial”.

Cabe destacar que estas dos petroleras habían subido las naftas, en promedio, un 7% desde fines de septiembre y los precios en sus surtidores eran superiores a los de YPF, que había remarcado un 2%. Desde el Gobierno había adelantado el fin de semana que shell seguiría los pasos de Axion.

Con la decisión de aplicar la baja desde este fin de semana, el combustible cortó con una racha de 14 subas en las que había acumulado un incremento del 70%. Los precios de Axion se habían alejado de los de YPF, la principal competidora que no siguió el ritmo de la última suba, que había aumentado un 2 por ciento.

Javier Iguacel, secretario de Energía (Nicolás Stulberg)

Javier Iguacel, secretario de Energía (Nicolás Stulberg)

“El aumento se produjo a pesar de que las principales variables que determinan los valores, como son el crudo y el dólar, estuvieron en baja durante octubre. Con este aumento trasladaron lo último que les quedaba para cerrar la brecha con la paridad de importación de las naftas”, analizaron fuentes oficiales.

Si bien en diciembre está programada una suba en el impuesto a la transferencia del combustible, los funcionarios creen que no tendrían que haber un nuevo aumento ya que las petroleras del mercado local lograron equilibrar los índices de paridad. “De no haber grandes cambios en el dólar, ni en el precio del crudo, estos precios se tendrían que mantener durante los próximos meses”, dicen.

Así quedan los precios de las tres principales marcas (en CABA):

Shell:

– Nafta Premium: $45,75

– Nafta Súper: $38.99

– Diésel Premium: $41,25

– Fórmula diésel, $35,68

YPF

– Nafta Premium (Infinia): $44,22

– Nafta Súper: $37,59

– Gasoil: $33,76

– Gasoil Infinia: 39,87

Axion

– Diesel premium: $41,17

– Diesel común: $34,98

– Nafta super: $38,83

– Nafta Premium: $45,56

Seguir leyendo

Economia

Oficial: las empresas deberán notificar al Ministerio de Producción antes de realizar despidos

Publicado

on

Por

Según la letra chica de la decisión gubernamental, esta “asignación no remunerativa” se pagará en dos cuotas: 50% con los salarios de noviembre -que se abonan en diciembre- y 50% con el sueldo de enero -que se liquida en febrero-.

Pero además del pago extra de fin de año, la norma incluirá una cláusula especial para los despidos sin causa. Las empresas que decidan cortar la relación laboral con un empleado deberán realizar un procedimiento especial que implica notificar antes al Ministerio de Producción.

El Ministerio, a cargo de Dante Sica, tendrá la facultad de convocar al empleador y al trabajador para consensuar las condiciones en las cuales se llevará a cabo la extinción del contrato.

Esta cláusula estará vigente hasta el 31 de marzo de 2019.

En mayo de 2016, el Gobierno ya había acordado con empresarios y sindicatos la suspensión de despidos por 90 días. Sin embargo, no todas las cámaras terminaron cumpliendo su compromiso.

En ese mismo año la oposición logró sancionar en el Congreso la ley de Emergencia Ocupacional, que prohibía los despidos por 180 días y establecía una doble indemnización como sanción. Macri vetó la norma porque -según esgrimió- atentaba contra el mercado laboral.

Los trabajadores estatales también percibirán un bono de $5 mil. Además, lograron un aumento de 10 por ciento, según se acordó esta tarde en una reunión entre los sindicatos del sector y el ministro Andrés Ibarra.

Seguir leyendo

#CLANfmOk

Tendencias